All posts tagged: Vanessa

“Sin putas no hay feminismo”: Una mirada al debate sobre el trabajo sexual

Hace varias semanas por la cuenta de Twitter de Siete Polas intentamos coleccionar aquellas premisas comunes para todos los feminismos. En ese hilo me encontré con varios comentarios de Mónica Roa sobre los desgarradores debates alrededor del trabajo sexual, asunto que implica insuperables fracturas en el feminismo en muchas partes del mundo. Y fue ahí que caí en cuenta no solo de lo poco que sabía del tema, sino de la poca información que encuentro al respecto a mi alrededor. Luego, marchando con otras miles de mujeres el día de la mujer, pasé por primera vez caminando por una calle del barrio Santafé, catalogado como una zona de tolerancia para el trabajo sexual. Al pasar, vi como muchas mujeres se asomaron a la puerta y desde las ventanas de los establecimientos a mirar la marcha, algunas saltando y gritando alegres desde donde estaban, pero también vi también muchas caras de desconcierto. No supe qué sentir ni cómo interpretar lo que estaba viendo. Mientras tanto, las mujeres de la marcha gritaban, “¡Mujer, escucha, únete a la …

¿Qué son las “cadenas globales de cuidado”?

Esta semana hemos hablado mucho de la migración de mujeres venezolanas a nuestro país y la forma en que esto agudiza su vulnerabilidad, convirtiéndolas en el blanco perfecto para la explotación sexual. Nuestro recomendado de hoy es una columna publicada por la ONG Dejusticia que nos brinda mayores elementos para entender la realidad que viven las migrantes del Sur Global. Pero principalmente, que nos invita a reconocer el valiosísimo aporte del trabajo de estas mujeres a la economía del mundo. La autora, Maria Ximena Dávila (una de nuestras mujeres del #MartesDeMujeres) explora el concepto de “cadenas globales de cuidado”, y nos cuenta que sin las mujeres migrantes que asumen el trabajo doméstico en el Norte Global, e inclusive en ciudades capitales como Bogotá, el mundo no se mueve. “Más de una tercera parte de las migrantes, al menos de América Latina y el Caribe, son trabajadoras domésticas que laboran en condiciones de informalidad, sin un salario justo y son víctimas de violencia económica, física y psicológica por parte de sus empleadores. Lo problemático, por lo tanto, no es que las migrantes …

“Ahora no se puede decir nada” y otras pendejadas del machismo

Cada vez que las feministas intentamos visibilizar el machismo escondido en frases y expresiones de uso cotidiano, las redes, los pasillos y las conversaciones familiares se llenan de escépticos cansados de que a las feministas todo les ofenda. Demasiadas veces he oído que por nuestra culpa “ahora no se pueda decir nada” y hemos establecido la “tiranía de lo políticamente correcto”. Y entiendo. No debe ser nada rico que a uno lo señalen de machista o misógino por decir cosas que uno ha dicho y escuchado toda la vida, mucho menos cuando uno no tiene la más mínima intención de hacer sentir a las mujeres como seres inferiores. Y, ¿saben? No es nada delicioso tampoco estar señalando todo el tiempo el machismo que se esconde en nuestras expresiones. De hecho, es de lo más desgastante que hay (especialmente si es por Twitter).  Pero lo cierto es que mostrarnos lo problemático de nuestro lenguaje e imaginarios cotidianos es una tarea que las feministas no podemos abandonar, porque creemos firmemente en el poder que tiene el lenguaje …

Mujeres y poder: más que un manifiesto

Favorito de: Vanessa Pocos libros tan cortos te cambian la perspectiva del mundo de una forma tan cruda. Pocos vuelos de ida y vuelta han sido tan retadores, tan fructíferos y tan reveladores para mi. El manifiesto de Mary Beard sobre mujeres y el poder es todo eso y más. A través de múltiples ejemplos de la época clásica, Beard nos muestra que desde esos tiempos el poder ha sido una estructura dominada, pero sobre todo, creada, diseñada y enseñada a la medida de la masculinidad. En efecto, la apropiación del discurso y debate sobre asuntos públicos en la Antigüedad era una manifestación de la maduración de un niño a un hombre, pues la oratoria pública era un atributo fundamental de la virilidad. Esto resultó no solo en la exclusión sistemática de las mujeres de los debates públicos, sino en la estigmatización y burla de aquellas que se atrevían a hacerlo (salvo de las que lo hacían para proteger a los hijos o para ser mártires). Tanto es así, que existen múltiples ejemplos de castigos a …

Sí, me encantan los reinados. No, no soy menos feminista por eso

Tengo una confesión que hacerles: desde niña tengo una fascinación con los reinados de belleza, y desde hace unos 8 años, con el Victoria’s Secret Fashion Show. Puedo decir el nombre de las Señoritas Colombia de los últimos diez años, el departamento al que representaban, el vestido que usaron en su coronación, el año en que ganaron y de qué quedaron en Miss Universo, así como relatar cuáles fueron las críticas y los escándalos que generaron durante sus reinados. De igual manera, puedo nombrar a casi todos los ángeles de Victoria’s Secret de la historia, sé si portaron el Fantasy Bra o el Swarovski Outfit, en qué años abrieron o cerraron el show, los artistas que cantaron e inclusive puedo imitar su pasarela y su end-of-runway pose (o sea, ese fugaz momento en que las modelos llegan al fin de la pasarela, pican el ojo, tiran un beso, hacen un corazón con la mano, baten las alas y se van). De hecho, casi siempre que camino de mi cuarto a mi cocina lo hago. Desde …

‘Big Little Lies’: las mentiras sobre la víctima perfecta

Una de las series más elogiadas y premiadas de este año, basada en la novela de una mujer –Liane Moriarty–, cuya historia gira alrededor de 6 mujeres interpretadas por actrices de la talla –y activismo– de Reese Witherspoon, Nicole Kidman, Laura Dern y Zoe Kravitz, “Big Little Lies” es una serie que estaba en deuda de recomendar. Y qué mejor semana para hacerlo que en la que estamos hablando de cómo le estamos fallando a las víctimas de violencia de género, a pesar de llevar 10 años con la Ley 1257 de 2008. “Big Little Lies” es aparentemente una comedia, pero lo último que me causó fue ganas desaforadas de reir. Me cautivó, me llenó de suspenso, de dudas, de rabia, de cuestionamientos. Me enamoró de sus personajes y de quienes las interpretaron. Inicia contándonos sobre una muerte en Monterey, California, pero no revelan ni quién mató ni a quién mataron. Luego, vemos que la muerte se da dentro de un círculo social de mujeres con vidas perfectas, adineradas y bellas, y entonces el asesinato …

De mi también circuló un video íntimo y no fue mi culpa

Cuando tenía unos 12 años, un video en el que mostraba las tetas se regó por todo mi colegio. Cuando mis papás lo descubrieron, me pegaron un regaño tan monumental que me oriné mientras lo recibía. Recuerdo ver a mi mamá endemoniada de rabia y a mi papá llorando por primera vez en mi vida. Recuerdo que mis amigas me dijeron que ya no querían andar más conmigo y me excluyeron del grupo. Recuerdo que un par de niñas de mi curso a quienes les caía mal se ponían en sus estados de Messenger que yo era una “estrellita porno” y me escribían para ofenderme. Recuerdo que mientras compraba unos útiles escolares en un almacén, la mamá de una compañera me pidió que habláramos afuera para decirme que no quería que andara con su hija. Recuerdo que un tipo, unos años mayor y que me fascinaba, de repente comenzó a escribirme por Messenger, primero para conocerme y al final para preguntarme, “¿cuándo vienes pa’ mi cama?”. Recuerdo que el psicólogo del colegio me sacó de …